viernes, 30 de enero de 2009

Pollo con limón al estilo chino


INGREDIENTES
Pechuga de pollo.
Harina para rebozado "tempura" o harina normal + levadura.
Sal y pimienta.
El zumo de dos limones y otro para decorar.
Agua (la mitad que zumo).
Tres cucharadas soperas de azúcar blanco.
Media cucharadita de Aji-no-moto (Glutamato monosódico)
Espesante instantáneo para salsas.


Esta deliciosa salsa no tiene ningún secreto. El zumo de dos limones lo rebajamos con la mitad de agua, y llevamos al fuego. Añadimos el azúcar y el aji-no-moto (Este ingrediente, que también menciono en otras recetas asiáticas, se consigue en bazares chinos que tengan sección de alimentación). Una vez que se haya disuelto todo, añadimos el espesante instantáneo sin dejar de remover. La cantidad de espesante depende de la consistencia que deseemos para la salsa. Mejor pecar de escasos que de generosidad. Si queda demasiado líquida siempre podemos añadir más.
Rebozamos las pechugas ya salpimentadas (En filetes o en taquitos) con la harina para tempura, siguiendo las instrucciones del fabricante, o en un rebozado casero de harina con levadura, sal y agua (Fría, muy fría). Freímos en abundante aceite.

Para servir podemos optar por llevar las pechugas napadas con la salsa y unas ruedas de limón por encima, o la carne en una bandeja, con la salsa aparte, para que cada uno se sirva las cantidades que quiera. Yo prefiero lo segundo porque así el rebozado crujiente no se reblandece y se pueden servir otro tipo de salsas (agridulce, por ejemplo) para acompañar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada